Archive for the 'Tratamientos' Category

Tipos de cirugía para eliminar las hemorroides

miércoles, julio 11th, 2012

Las hemorroides son una inflamación de las venas de la zona del ano muy habitual en una gran parte de la población que normalmente no reviste ninguna importancia, se suelen manifestar con un pequeño dolor, escozor o un leve sangrado que no presenta ninguna gravedad más allá de una molestia. Se recomienda a las personas que sufren hemorroides que en el primer momento que noten su aparición tomen las medidas oportunas para que el problema no vaya a más, ya que si no se cura a tiempo sí puede complicarse.

Las cremas son muy efectivas en los casos de hemorroides leves, cuando se ha producido un pequeño sangrado y el dolor es todavía escaso. Pero si las hemorroides no han desaparecido una semana después del comienzo del tratamiento ya será necesario acudir al médico. Si el doctor considera que el problema de las hemorroides reviste ya cierta gravedad pero no la suficiente para someterse a una cirugía existen una serie de remedios para eliminarlas, entre los que se encuentra la ligadura de las hemorroides con bandas de goma, con lo que se eliminan sin tener que llegar a la operación.

En los casos realmente graves es cuando el especialista recomendará la cirugía para eliminar las hemorroides. Hay varios tipos de cirugía, dependiendo del grado de desarrollo que presenten las hemorroides y si estas son internas o externas. El principal inconveniente es que la operación suele presentar un periodo postoperatorio largo y bastante molesto, llegando a prolongarse incluso más de un mes.

cirugía de hemorroides

Sin embargo, en los últimos años están surgiendo nuevas tendencias para realizar la operación de una manera sencilla y prácticamente sin dolor el láser o el PPH permiten lograr la eliminación de las hemorroides casi sin dolor y con un periodo de recuperación mínimo, eliminando también cualquier riesgo de que se vuelvan a reproducir.

Las hemorroides se pueden curar sin cirugía, descubre como

jueves, junio 14th, 2012

Las hemorroides, cuando comienzan a aparecer, no son más que un molesto problema que carece de gravedad, pero si no se tratan de la forma adecuada pueden llegar a convertirse en un problema de salud más importante que requiere de un tratamiento más exhaustivo para su eliminación. Hasta hace pocos años la única solución a las hemorroides era la cirugía, con el inconveniente de que el postoperatorio era doloroso, lento y bastante molesto. En la actualidad existen diversas técnicas que permiten eliminar las hemorroides sin necesidad de someterse a una intervención quirúrgica.

Las cremas y determinados medicamentos pueden hacer que las hemorroides desaparezcan, pero solo en los casos en los que no presentan un estado demasiado grave, cuando el problema se encuentra ya más desarrollado es necesario recurrir a otro tipo de tratamiento, ya que en las fases más avanzadas de la enfermedad los medicamentos pueden aliviar los síntomas o incluso hacer desaparecer la inflamación por completo, pero normalmente esta mejora es sólo temporal, y con el tiempo regresan los problemas.

cremas para hemorroides

La forma más común de eliminación de las hemorroides sin cirugía es la ligadura con bandas hemorroidales (una técnica conocida también como banning), una técnica que consiste en colocar una banda de goma alrededor de la base de la hemorroide, banda que hace las funciones de “estrangulamiento” de la propia hemorroide, impidiendo que circule la sangre y provocando por tanto la necropsis del tejido hemorroidal, que termina por morir.

Además de la ligadura con bandas en los últimos años se han desarrollado otras técnicas que eliminan este molesto problema. La escleroterapia consiste en inyectar en las venas causantes del trastorno una sustancia que provoca la degeneración del tejido, que termina por desprenderse. La misma función cumplen los rayos infrarrojos (queman el tejido hemorroidal) o la crioterapia (lo congela).

Hidroterapia de colon: ¿a favor o en contra?

jueves, mayo 10th, 2012

Si tienes problemas al defecar, a lo mejor necesites una hidroterapia de colon, este es un tratamiento que actúa como una ducha por un tiempo estimado de 45 minutos y está indicado para personas que sufren de estreñimiento, colon irritable, diarreas crónicas, enfermedades cutáneas crónicas, alergias y obesidad.

hidroterapia

Hacerse una hidroterapia tiene varios beneficios como la evacuación de materia fecal retenida por mucho tiempo, la normalización del intestino, la estimulación del sistema defensivo y el equilibrio de la flora intestinal. Pero ojo, no todas las personas pueden recurrir a este tratamiento, está contraindicado para personas con enfermedades de hígado, riñones, del corazón, problemas arteriales, colitis, personas con hemorroides y mujeres embarazadas.
La hidroterapia de colón es útil si estás intoxicado con sustancias que no han sido expulsadas como es debido. Estas toxinas se acumulan en el colon lo que puede hacer que el cuerpo funcione lentamente. Si tienes estos síntomas es posible que tengas el colón lleno de toxinas: lengua seca, estreñimiento, dolores menstruales, mal aliento, sobrepeso, ojeras, pies y manos frías, uñas y cabellos débiles, nauseas, depresiones, acné, entre otros. Si recurres a la limpieza de colon, tu organismo funcionará como antes.
Con la hidroterapia de colon se podrá ablandar y remover la material fecal, se disminuye la posible concentración de bacterias y se estimula al movimiento de los intestinos.  Antes de decidirte por este tipo de tratamiento debes hablar con un médico quien te aconseje y te explique en que consiste este proceso. De esta manera reducirás las inseguridades y te irás preparando mentalmente. Antes y después de la hidroterapia de colon debes llevar una alimentación rica en vitaminas, fibras y minerales. También debes hacer ejercicios para que te pongas en movimiento.
La hidroterapia de colon no es algo nuevo, en el antiguo Egipto en Grecia, Roma, China e India se viene practicando este proceso como forma de purgar el intestino.

Como curar las hemorroides sin cirugía

jueves, abril 26th, 2012

Las hemorroides son venas varicosas que sólo aparecen en la región anal  y cuando la persona defeca puede soltar grandes niveles de sangre. Hay diversos tipos de hemorroides y si tu caso es grave debes acudir a un médico para que te someta a un tratamiento adecuado para tratarlas.
Es importante que mantengas una dieta alta en fibra y recurrir a los tratamientos naturales para evitar las hemorroides y no tengas que ir a un cirujano. Algunas hierbas que curan las hemorroides son el aloe vera, la hoja del plátano, el remedio herbal del ajo y la hoja del rusco.

hemo

Algunas frutas ayudan a curar las hemorroides, las moras que también son conocidas como arándanos contienen propiedades antioxidantes que ayudan a reconstruir y fortalecer las venas del ano. El uso de cerezas, uvas rojas, ciruelas y pasas son importantes a la hora de curar las hemorroides.
Las castañas de Indias también curan las hemorroides ya que fortalecen las paredes venosas y la elasticidad del ano. También existen algunos aceites esenciales que curan las hemorroides, puedes conseguirlos en una herboristería o farmacia a un precio módico.
Las vitaminas son importantes a la hora de curar las hemorroides ya que estas fortalecen el tejido hemorroidal y los vasos sanguíneos que rodean el ano. Las vitaminas ayudan a aliviar las hemorroides y las previenen, debes tomarlas siempre ya que su efecto es un poco lento pero es muy seguro y pueden otorgarte una gran sensación de alivio.
Las vitaminas que debes tomar si sufres de hemorroides son la C, la A, el complejo B, y la vitamina B6. También existen cremas naturales, lociones y tabletas que ayudan a curar las hemorroides. Recurre a estos tratamientos y libérate de las molestas hemorroides que pueden llegar a afectar tu salud en un grado que no te puedes imaginar.

Consejos para las hemorroides sangrantes

lunes, abril 2nd, 2012

hemo sangrantes

Más de 10 millones de personas al año sufren hemorroides y se estima que el 30% de la población las sufre en algún momento de su vida. Uno de los síntomas más comunes es el sangrado hemorroidal, ocasionando ansiedad, dolor y la vergüenza social que supone mancharse de sangre en público.

Estas hemorroides se pueden tratar con cremas, lociones y píldoras, tanto para aliviarlas como para curarlas. Las hemorroides sangrantes pueden ser tanto internas como externas, y se pueden dar por separado o simultáneamente. Usualmente las externas duelen más ya que están cerca de nervios sensibles, cosa que no ocurre con las internas.

Para tratar las hemorroides sangrantes hay que comenzar por cambiar la dieta. Debemos incluir unos 30 gramos de fibra al día a través de frutas, verduras y vegetales. Si no estás acostumbrado a este tipo de comida es mejor ir introduciéndola en la dieta poco a poco para que el cuerpo se acostumbre y evitar molestias estomacales. Como complemento a la dieta es fundamental beber abundante agua ya que reblandece las heces y mantiene hidratado el intestino previniendo todo tipo de problemas gastrointestinales. Añadir limón es beneficioso ya que con sus bioflavones naturales ayudarán a  tus hemorroides. Si padeces hemorroides sangrantes es especialmente importante mantenerse hidratado.

Además de una dieta sana y equilibrada no hay que olvidar la importancia de realizar ejercicio y nunca tomar laxantes sin supervisión médica, ya que no son una solución a largo plazo y muchos menos para las hemorroides sangrantes, ya que aumentan incluso el riesgo de infección y de deshidratación.

Gana 5€ de regalo de bienvenida Suscríbete y disfruta YA de 5€ de descuento y muchas ofertas más